miércoles, 17 de julio de 2019

LOS ABRAZOS RECIBIDOS



Quizá escriba por un recuerdo o por una necesidad de evocar esos tiempos que marcharon para no verlos nunca jamás.

Ya pasado el día de la Virgen del Carmen, siento que mis sentimientos están encontrados con el pasado y con el insensato presente que se descubre cada día más opuesto y diferente.
Me diréis que ya empiezo con mi nostalgia a reivindicar un tiempo que era mejor y me niego rotundamente a que creaís que es así.
No era un tiempo mejor, era un tiempo distinto y no sé, si por vivirlo con bastantes menos años fue mejor. Pero sí fue una época más verdadera.

Durante los días de la Novena a la Virgen del Carmen que se ha celebrado en la Parroquia de Nuestra Señora de la Victoria, he visto la mitad de la iglesia vacía. 
En los cultos cada vez se ven menos feligreses y devotos, los tiempos están cambiando y la iglesia no va a quedarse atrás en sufrirlo. No voy a analizar los motivos por los que todo esto está cambiando, quizás en otro momento sería bueno estudiarlo.

Me quiero referir a los recuerdos que me han traído este día. Un día caluroso de julio que siempre amanecía con alegría, donde había que felicitar a las Carmen que tuviésemos cerca.  A la madre, a la tía, a la vecina, a la amiga que se conformaba con recibir una tarjeta dedicada. Ese día donde un vaso de gaseosa era más que suficiente para sentirse invitada por la anfitriona.

Por la tarde todos a la iglesia para celebrar el día. Una multitud de personas acomodándose en las bancas, con batas frescas y numerosos coloridos, con aquel peculiar olor a colonia Heno de Pravia y Álvarez Gómez, o el intenso olor a Varón Dandy que desprendían la mayoría de los hombres. 

El sofocante calor, que era aplacado con abanicos de colores, los que cada vez que se abrían  sus varillas de caña o de bambú, desataban un peculiar sonido que se repetía una y otra vez. 

El Rosario, los cantos, los rezos, la Comunión y los abrazos recibidos de conocidos a la hora de salir de la iglesia. 

Después en la calle, los pequeños con carreras y juegos emprendíamos una tarde jubilosa de verano y los mayores detenidos en el porche de la iglesia con saludos y despedidas que se hacían más largas de la cuenta. 

De todo eso no he visto nada durante estos días, no es que sea nostalgia, es que los días cada vez son más diferentes.  

domingo, 30 de junio de 2019

LOS DOMINGOS CALLADOS




En un universo que despega precipitadamente todas las mañanas hay un día que se deja para el descanso, echamos a un lado los quehaceres diarios y cubrimos el domingo de tareas casi todas complacientes y sencillas. 

Un paseo, un desayuno tranquilo, un viaje, una lectura, una reunión de familia, un café amigo o una tarea que dejamos reservada para ese día porque sabemos que tendremos más tiempo. Hay una realidad para mucha gente que tomamos como costumbre: visitar a los que ya no están, los que un día cercano o lejano se inhumaron y volaron sus almas. Seguro que habrá gente que no le dará la importancia que otros de damos, pero la tiene. 

La palabra cementerio viene del término griego koimetérion, que significa dormitorio porque según la creencia cristiana, en el cementerio, los cuerpos dormían hasta el día de la resurrección. Un buen cristiano no teme a la muerte ni a los muertos, se acude allí como lo más natural como la lección que se tiene aprendida desde siempre y se les hace una visita. 

Esos son los domingos callados. Se quiebra el silencio con el revuelo de un pájaro o con la leve sacudida de las hojas de los árboles con el viento. Yo intento al igual que otras muchas personas llegar, pasar y marcharme sin romper el silencio de esos domingos callados.

domingo, 2 de junio de 2019

DE NUEVO ME TIENES AQUI




Desde que te conocí 
 Siempre a verte vengo 
Por tus calles me entretengo 
 De nuevo me tienes aquí.

sábado, 4 de mayo de 2019

PRESENTACIÓN DEL PREGÓN DE LA SEMANA SANTA - ARAHAL 2019




fotos Andrés Rodriguez.


Arahal 7 de Abril de 2019 

DOMINGO DE PASIÓN

Quinto Domingo de Cuaresma 

“Ha llegado la hora en que va a ser glorificado el Hijo del Hombre”

                                                                        (San Juan 12, 30-33)

Fue en las vísperas de la Conmemoración de los Difuntos, cuando el Consejo de Cofradías me encomendó la difícil tarea de ser presentadora del Pregón de la Semana Santa.
Ya en el tono de voz que traían los miembros del Consejo cuando me visitaron a casa, supe que confiaban en mi persona para tal Acto. Y que mi nombre había irrumpido en la mente de los miembros de esta Corporación.

Yo, que no pasaba un buen momento personal tras la pérdida de mi madre, accedí de inmediato ahogando mis penas y mis temores y apartando mis dudas que tantas veces me acompañaron. Era el momento que por nada en el mundo renunciaría a la ocasión de ser quien abriera y presentara lo que aquí se va a proclamar.


Atrás quedó la mañana plomiza y lluviosa, la tarde con su larga sombra y el ocaso otoñal despidiéndose de otro día.
El horizonte no se adivina y octubre va dando paso al triste y lánguido noviembre con sus pardas y oscuras nubes, donde el olor a castaña ablanda la nostalgia.
Pasa diciembre con la resonancia de sus villancicos, la celebración del nacimiento de “El Mesías” y  la añoranza por los que faltan a la mesa el día de Nochebuena. 
Enero con sus primeros días repletos de ilusiones, y así febrero destemplado, soportando el viento que viene del norte y dejando un paisaje acurrucado, cobarde y encogido.
Llega el atrevido mes de marzo asomándose con destreza y  buena cara. Valiente unos días, y otros días con rostro frío y sonrisa serena. Pero sin creerlo los días se van alargando, las tardes parecen que otro año más se despiertan de su letargo.
Las nubes juguetean entre el teñido azul del cielo. Y cuando el ocaso se va escondiendo, se muestra la noche sosegada.

Una pequeña brisa en un vaivén, trae desde lo lejos el sonido de las bandas ensayando. Y así se desvelan las noches de primavera. Ese nuevo entretiempo que se empieza a estrenar.
Esas noches de cuadrillas de costaleros, de Cultos, reuniones, Tertulias y Conciertos. Besamanos, noches largas de priostía, de Coros ensayando, Cabildos, Vía Crucis,  papeletas de sitio,  póstulas.
Noches de grandes desvelos para directores de Bandas, saeteros, camareras y vestidores. De un ir y venir de modistas y madres que se afanan para que todo esté dispuesto. 
Sin darnos cuenta llegamos al final de la Cuaresma, y nos encontramos en la antesala que dará paso a la Semana Santa. Hoy Domingo de Pasión se presenta lo divino y lo humano. Lo celestial y lo terrenal. Lo tangible y lo espiritual. Los sueños y la realidad.
No sé si mis palabras serán las ciertas, ni sé si sabré anunciar lo que el pregonero trae a cuestas. Pero con certeza se que vengo con ilusiones nuevas.
Alegraos. ¡el Señor está cerca!  Está aquí con todos y entre todos nosotros y será el motivo de esta bonita semblanza que conducirá el pregonero.




Germán García Gonzalez nació en Málaga el 31 de mayo de 1978.  A los cuatro años llegó a Arahal de la mano de sus padres, los cuales volvieron con ilusión a su ciudad natal, donde les esperaban sus familias.
Desde los ocho años hasta la actualidad su vida ha ido unida a la música. Gracias al cariño y dedicación de María Luisa, su madre; y la constancia de Francisco, su padre, logró una disciplina que le ha servido para ser un referente en la música cofrade al piano. 
Han pasado más de 20 años desde que decidió dar un concierto en Cuaresma de música al piano y tal fue el éxito que cada año repite, siendo una cita obligada para un público que año tras año, acude para escuchar esas sentidas melodías.
Dicho Acto desde el primer momento ha tenido presentadores de renombre. Ha sido capaz de interpretar toda clase de partituras, piezas de marchas de Bandas de Música, Cornetas y Tambores, y Agrupaciones Musicales. 

Compositor de 18 piezas propias y diferentes adaptaciones. Durante unos años ha desempeñado el papel de Director Musical de la Agrupación Musical Santa María Magdalena, donde consiguió uno de sus sueños que de la mano del maestro Manuel Rodriguez Ruiz, la Agrupación interpretara sus marchas, siendo en la actualidad querido por todos los miembros de esta Corporación. 

Vivió momentos únicos. Paseó por Sevilla y por muchas ciudades junto a su querida Banda. Fueron sus sinfonías las que recibieron  una gran distinción en el mundo cofrade.

Dentro de su lista de composiciones no podemos nombrar unas, y otras dejarlas sin nuestro reconocimiento, porque todas tienen un gran valor para los amantes de este género. 
Su esfuerzo se ha visto recompensado al salir a la luz dos trabajos discográficos al mercado: “Mi Esperanza” y “La Pasión al Piano”.


Germán nació en el seno de una familia donde el Santísimo Cristo de la Esperanza y su Bendita Madre, guiaron el rumbo de sus vidas al igual que San Antonio de Padua. Todo gracias al amor y dedicación que pudo ver durante muchos años de su querido abuelo, Manolo Peral.
El año 2007 llegó cargado de ilusiones cuando un 20 de noviembre, Dios le entregara el merecedor regalo de ser padre. 






Su hija Cecilia es una niña preciosa, morena con unos ojos grandes, cariñosa, alegre y comprensible. Con su corta edad ya demuestra con entusiasmo el amor a la música, la danza y por supuesto a la Semana Santa. 

El pregonero forma parte de la nómina de hermanos de la Hermandad Sacramental de la Esperanza, San Antonio de Padua, Veracruz, Hermandad de Pasión de Sevilla y Asociación de Fieles Santa María Magdalena de nuestra localidad.

En la vida de un cofrade, las vivencias son el mejor cimiento para construir con solidez ese morada donde vamos guardando todos los fragmentos vividos y que a modo de eslabones, un momento detrás de otro formarán un cordón inalterable de nuestra Semana Santa.
Habrá muchas veces donde los recuerdos se harán perdurables y cada vez que se nombren nos llevarán al mismo momento donde nacieron.
Como aquel 10 de abril de 1998, Viernes Santo, ahora se cumplen 21 años. Un grupo de amigas nos habíamos citado para ver la Salida de la Hermandad de la Esperanza, atendieron a mi petición y con tiempo y algo de astucia nos colocamos justo al final de la rampa de la Iglesia, era un sitio privilegiado .
Entre las ganas que teníamos de ver a las imágenes en la salida, la tarde luminosa, las filas de nazarenos que iban saliendo con sus túnicas blancas y antifaces verdes, nos envolvimos en el verdadero sentido de ver una Cofradía en la calle.



Veíamos salir a la Virgen de las Angustias que llegaba a la puerta llena de lozanía y acierto.

La Banda de Música Ciudad de Utrera, después de hacer sonar el Himno Nacional, comenzó a interpretar una marcha que se estrenaba por primera vez. Sonaba “Lágrimas de Esperanza”.  
Francisco Jiménez Cabrera “Betan”, el capataz que por aquel entonces dirigía la cuadrilla, llamó a Germán que iba de contraguía y le dio la venia para que se pusiera delante del paso y capitaneara ese buque lleno de esperanza. 
Con los sones de la marcha que había compuesto para su Virgen de las Angustias y su voz quebrada por la emoción, animaba a los hermanos costaleros que trazaran el compás lentamente porque estaban en la estrechura del cancel de la Parroquia. ¡QUE BONITO!

Pasaron la rampa con soltura y sé que su corazón palpitaba más rápido que el compás que llevaban los tambores de la  aquella Banda. 
¡Pregonero sé que llevas guardado en un rincón de la memoria ese bello momento!



El pregonero ha tenido la suerte de vivir intensamente muchos momentos llenos de emoción. Ha sentido mientras acariciaba con sus manos las teclas del piano, los rezos que iban brotando.
Así que aquí tenemos un ejemplo fidedigno que todo lo que sale de la música, es bueno y más si es para engrandecer a nuestra Semana Grande

Atrás quedó ese niño que  por las tardes jugaban con sus amigos. 
Que daba sus primeros pasos a la antigua Aula de Música que estaba instalada en el Ayuntamiento.
Caminaba con su carpeta bajo el brazo y soñando con las notas que poco a poco se iban introduciendo en su ser para no abandonarlo durante todos los días de su vida. 
Tiene otras aficiones todas relacionadas con el arte, pero se puede destacar que gracias a su madre se aficionó a la fotografía y cada vez que la ocasión se lo permite se refugia en ella.

Ese niño que hoy es el Pregonero de la Semana Santa, aprendió el verdadero sentido cristiano gracias a su familia. 

Vistió su túnica esperancista desde pequeño, probó la faja y el costal y  durante unos años se puso un terno negro y abrazó a una de las  patas del paso de su Virgen y con cariño pudo hablarle a sus hermanos costaleros, porque tuvo la suerte de ser su Contraguía.

Hoy sonará por primera vez la marcha “Pasión en Arahal”  compuesta por él para este día y que bajo la dirección de José Manuel Bernal Montero, la Banda de Música Municipal de Arahal conducirán la solemnidad del momento. 
Abrirá las pastas de su Pregón, llevando en su primera página un grabado de su Santísimo Cristo de la Esperanza, estando segura que hoy lo llevará de la mano.


No dudo que estará lleno de nervios. Serán sus palabras las esperadas por todos nosotros, no pienses que estarás en el atril solo. Te acompañaremos todos los que aquí estamos, los mismos que contaremos tu pregón cuando de este teatro salgamos. Y serán oídas todas tus palabras por nuestro pueblo, porque Arahal sabe mucho de eso. Fueron muchas voces las que pregonaron este tiempo y siempre sus vecinos estuvieron dispuestos a recordar aquellos bellos momentos. 



Arahal prepárate ya, que el pregonero está puesto, 
no temas que serás pregonada y dueña de sus versos. 
Un Arahal que ya tiene sus balcones abiertos,
Ventanas, portones y cancelas de hierros.


Arahal que tus calles temprano se han abierto,
lo mismo que se abren en el tiempo del verdeo.
Esas mismas que estrechas las hicieron,
para dejar al forastero boquiabierto.


Arahal la de las flores en sus tiestos, 
la que se llena de esencias y recuerdos.
El azahar de sus árboles salen al descubierto,
y el cielo se llena de golondrinas y vencejos.


Arahal cuando la Niña de los Peines cantaba
donde los “Pavón” nacieron y vivieron 
el aire de su quejíos, al cielo llegaba
por soleares, seguidillas y tientos.


Arahal que el ruido de las canales,
nos anuncia que ya está lloviendo. 
Se silencia cuando anochece,
y los niños se quedan durmiendo.


Arahal la bella cuando está amaneciendo,
y el pintor lo plasma en su lienzo.
La que sus plazas no tienen dueños
y se llenan de amores y grandes sueños.


La Mina, Plaza Vieja y El Ruedo
son los barrios de arte sin parangón.
La Venta y la Fuente del Pulpejo
Larache, La Porra, el Faro y su pilón.


Arahal con sus olivos centenarios 
que son el fruto de nuestro sustento, 
la de palmeras y amarillo albero, 
en nuestra plaza del centro. 


Arahal la que se llena de aromas añejos 
cuando empanadillas y roscos fritos están haciendo. 
La que en sus casas guisan los pucheros,
y a torrijas y pestiños está oliendo.


Arahal que te mereces que te nombremos,
una, otra, y otra vez sin aliento
porque es tan grande nuestro pueblo,
que le caben todos los pregones 
que le dieron y le daremos.



Arahal que tu Pregón está dispuesto, 
por este paciente pregonero. 
Que ilusionado espera la hora, 
y que está humilde servidora 
le dice que ya es su momento. 








domingo, 17 de febrero de 2019

Y SI AL ANOCHECER...





"Y si al anochecer,
te digo que te quiero,
que mi amor es sincero
y no te puedo tener"

miércoles, 16 de enero de 2019

DONDE MI VIDA YACE



“El albor y el desenlace, 
la luz y la oscuridad. 
El sueño y la realidad, 
 donde mi vida yace”

miércoles, 12 de diciembre de 2018

CARTA DE NAVIDAD



Queridos padres:

Escribo esta carta, esperando que no me digáis que no me ponga triste. Es inevitable estarlo y más en estas fechas. En esta Navidad me negaba a comprar los bombones que tanto os gustaba pero no he querido ser egoísta y al final he tenido que doblegar por los demás. Ese pequeño detalle ha brotado en mí, mucho pesar.

La casa está muy vacía por mucha gente que entre o salga de ella. Los asientos vuestros se ven más vacíos estos días por mucho que queramos ocuparlos nosotros, todos  estamos afectados. Ya nunca estaréis con nosotros. Aunque siempre os tendremos presente.
Papá, te ausentaste  unos años antes pero se quedó un pilar en casa. Mientras estaba mamá, llorábamos tu ausencia pero estaba ella donde vertíamos nuestros abrazos y besos. Ahora vuestra ausencia se hace más latente en la casa.

Vuestros nietos están muy bien: Carmen está preciosa, va creciendo por días, sigue siendo como ustedes sabéis "la niña de mis ojos" no lo puedo evitar, pero me deleitan sus ojos azules y su grata compañía.  Me acuerdo mucho de ti, Papá, cuando llega Rafa a casa. Esa alegría, ese buen humor, esas carcajadas sinceras; está fuerte y con una habilidad física enorme. Qué buenos ratos hubieras podido pasar con su compañía. Eugenio ya está hecho todo un hombre, seguro que te lo dirá mamá más de una vez. Ya está en la Universidad y sigue siendo la misma buena persona de siempre, con sus bromas, su alegría y su buen sentido del humor. Los tres me dicen que os echan de menos.

Nada va a ser igual desde que partisteis. No os enfadéis porque este año no celebremos la Navidad como todos los años, tenéis que comprenderlo. Quedaros satisfechos con las semillas que habéis dejado plantada aquí en la tierra.

Nunca os olvidaremos.

domingo, 7 de octubre de 2018

SIEMPRE EN MÍ TE TENGO




Te fuiste con la alegría del verano, con el leve soplo de un abanico, con la luz despejada de la mañana, con la alegría de la fruta recién cortada, con la fragancia que tanto te gustaba, con el alegre estampado de tus prendas, con la entrega de tus besos, con la música que te alegraba, con tus lápices de colores, el paseo de media mañana, la frescura de tus limonadas, tus conversaciones culinarias, tu resignación ante tantas trabas, tu Fe. Con todo eso y más te fuiste pero sigues estando, sigues en la casa, sigues en mis sueños, y no me acostumbro a todo esto, y sin querer siempre en mí te tengo.

domingo, 25 de febrero de 2018

QUÉ BONITO NOMBRE



Hoy me he despertado con olor a naranja agria, solo hacía falta abrir la ventana y saber que venia de los naranjos de la calle Victoria, las están despojando de sus árboles, ese color naranja fuerte está desapareciendo de entre lo verde de sus hojas. El jardinero está podando sus ramas y los está preparando para que renazcan de nuevo su flor. Os preguntaréis el porqué de la importancia que le doy, pero seguro que a más de uno, esto que estoy diciendo le suene a "gloria". No hay primavera que no se anuncie sin el olor que nos regalan estos árboles, los mismos que ven pasar el tiempo. Cuando el viento llega sin avisar y empieza a soplar, el tintineo de sus hojas se encargan de indicarte de dónde viene, si es de Poniente acarrea con las nubes y puede llover, si es de Levante soplará fuerte de mañana para apaciguarse por la tarde, dejándola serena y sosegada. El naranjo, qué bonito nombre y que bonitos quedan en una calle, su pequeña sombra te aminoran del intenso calor en los días de verano. Te despiertan los sentidos con su olor y su color. Cuando se vistan con su flor no te asombres si te traen recuerdos, la naturaleza ha despertado tu conciencia  que estaba adormecida.

domingo, 4 de febrero de 2018

LA ESENCIA DE ARAHAL



Hace unos días propuse a mis amigos de las redes sociales que me dijeran qué era Arahal para ellos, tal fue la lluvia de comentarios, que surgió la idea de publicar sus comentarios y dejarlos reflejados en este humilde blog, para que todos puedan ver el amor que le ejercen a su pueblo, sin condiciones ningunas y con una satisfacción tan grande que no se puede negar, el cariño general de los vecinos de esta localidad.
-María Jesús Jiménez decía: que le gustaba:
 Mi Corredera, las Iglesias, la Semana Santa, la Feria, mi San Antonio mi Patrona y la gente de mi pueblo
-José Cepero Blanca:
"Podría decir muchas cosas que me gustan de mi pueblo , empezando por su esencia de pueblo , pero si hay algo que me gusta y por el cual destaca es por lo musical por sus músicos los hay consagrados y los hay que aún no saben ni coger las baqueta de su tambor , pero todos ellos hacen que para mi Arahal sea algo especial"
-Juan Antonio Barrera Sánchez:
Ufffff pues mis cristos mis vírgenes mis Iglesias mi barrio el polígono mi añoranza de todo desde marchena.
Mi corredera y mis años vividos alli
Mis 34 años vividos en arahal
-Yolanda Jiménez.
Semana Santa
-Isabel María:
Me gusta su gente ,su amabilidad puedes ir por la calle y cruzarte con cualquier persona y te comentan sobre cualquier tema como si te conocieran ...su gente ..mi gente sin duda
-Noemí Arahal:
La Luz, sobre todo las primeras horas de la mañana paseando y las últimas su horizonte. Pero cuando vivía fuera y quedaba pocos kilómetros buscaba siempre la torre blanca del agua. Era como estar ya en casa.
-Paqui Suárez Barrera:
Pocos meses antes de salir de nuestro pueblo me examiné del certificado de estudios primarios, me nos examinó D.Ponciano nos hicieron entre otras pruebas una redacción sobre Arahal q fácil me lo pusieron ,como disfrute! Quien me lo iba ha decir? Que poquito me quedaba de disfrutar de mi Gente ,sus calles el porche del Cristo y las aceitunas prietas!!!
-Remedios Ramirez Gamboa:
Arahal es un pueblo ViVo, Participativo, Solidario...elige, podria poner un montón de calificativos.
-Elena Barrera Muñoz:
Yo me considero ya adoptiva de Arahal , pero me atrevo a decir k no lo cambio por na.Ante todo es PUEBLO, y tiene eso mucha esencia.
-Dolo García:
Para mí,  mi barrio con la iglesia del Santo Cristo y mi cristo de la misericordia para mi lo más sentimental después tiene muchas cosas más buena gente.
-Ana Mari Lobato González:
Son muchisimas cosas las que me gustan de mi pueblo...mi barrio de mi niñez, (que es el mismo que el tuyo) sus costumbres, su gente, sus fiestas...pero sobre todo hay algo que siempre me marca desde chica y es mi cristo de la Misericordia...es lo mas grande para mi!!!
-Inmaculada González Rodriguez:
 podría decir muchas cosas sobre nuestro pueblo, pero para mí Arahal es... SOLIDARIA
-Carmen Jiménez Vega:
 mi esas tiendas de barrio donde por una lejia que compres te enteras del que saco la matricula de honor del que a comprado una gran casa y del que le a tocado el cuponazo eso es de mi pueblo y me encanta.
-Leoca Naranjo:
Jesús Nazareno.
-Mili Castillo Ramirez:
La frase que mas describe Arahal amiga es Y TU DE QUIEN ERES?, que al principio a todos los que somos de otra localidad nos choca la pregunta, luego cuando convives y conoces a las personas te das cuenta que una forma de abrir las puertas de sus casas, resumiendo Arahal es un pueblo ACOGEDOR Y MARAVILLOSO.
-Francisco Gómez Rodriguez:
Pues mi Jesús Nazareno, ya no hay más q hablar. 
-Ana Belén Posaelas Humanes.
Victoria.
-Fali Portillo García:
Todo, pues soy un enamorado de mi pueblo sobre todo de sus fiestas y costumbres.
-Eli Bohorqwez:
A mi todo.
-Manuel Jesús Guisado Rodriguez:
Todo,lo bueno y lo menos bueno.
-Amparo Baena González:
Todo.
-Rosario López García:
A mi me gusta todo, adoro Arahal!!!
-Rosario González Fernández:
Qué bonita la Parroquia de mi pueblo Santa María Magdalena Que recuerdos cuando de pequeña y mi madre me llevaba a ver salir a Jesús.¡¡¡
-Francisco Morillas Caro:
Impresionante fachada Neoclásica. Preciosa. En una ocasión, allá por los primeros años ochenta, me levanté muy temprano para ir a trabajar, era sobre las seis de la mañana, había tormenta, estaba lloviendo, el fluido eléctrico estaba interrumpido (muy propio de la época en temporada de lluvias), de pronto, se produjo un relámpago, la luz mortecina que desprendió iluminó la fachada de Santa María Magdalena. Tengo esa imagen en mi mente, claroscuros que exhibían en todo su esplendor, la potencia y la belleza de dicha fachada.
-Dolores Oliva:
A mi me gusta todo.
-Parry Salud Estoy:
A mi todo.
-Rosario Luna Jiménez:
Todo no hay nada qe no me guste pero mi iglesia del cristo y mi Cristo de la Misericordia no lo cambio por nada.
-Pepi Gómez Almeida:
Todo estoy enamorada de mi pueblo.

sábado, 13 de enero de 2018

ESENCIA DE PUEBLO

Foto: Fali Lobato Arahal


Coquetear con el sitio que te vio nacer, no es una torpeza, es una obligación. Esa conjunción entre esas casas señoriales y esas casas corrientes donde se han vividos bonitas historias para ser contadas de abuelos a nietos y que esos nietos cuando sean mayores se encarguen de contarlas a sus descendientes. Notables diferencias entre esas dos clases de viviendas, pero que tienen una similitud entre ellas innegable, sus patios más grandes o más pequeños, pero todos llenos de encanto y con la misma esencia de esos claveles reventones, azucenas, jazmines y damas de noche que se penetran en tus sentidos para no olvidarlas jamás. Esos pozos tan engalanados y situados en en centro del patio rodeado de mazetas y mimado por las manos de los criados y esos pozos arrinconados y respetados aún teniendo sólo un pobre brocal para adornarlos. La vida de un pueblo es saber la diferencia entre un pobre y un rico y a la vez saber conjugar la convivencia entre vecinos. El respaldo que se encuentra en ocasiones difíciles y la esencia de lo cercano en las fiestas, todo eso hace que por mucho que crezca esta localidad, siga  teniendo la esencia de pueblo.

miércoles, 29 de noviembre de 2017

¿DÓNDE ESTÁN LAS MONEDAS DE DOS EUROS?



¿No os habéis preguntado dónde están las monedas de dos euros? 

Hacía tiempo que las tenía perdida de vista, pero después de descubrir dónde están, sin duda he pensado que puede ser cierto lo que cuentan. Siempre he sido una fiel aficionada de juntar dinero en una hucha. Desde pequeña siempre he tenido una "alcancía" como siempre le había llamado, unas eran de un cerdito de barro, otras de lata con dibujos de colores, y una que me regalaron "Los Reyes Magos" que esa jamás la olvidaré. Era un hucha de manzana con gusano partida por la mitad y tenía un mecanismo ayudado por dos pilas que cada vez que depositabas una moneda, salía un simpático gusano que se la tragaba, esa fue la mejor temporada para "juntar" dinero, no paraba de pedirle monedas a mi familia para que el aquel gusanillo glotón saliera de su escondite y tragara una y otra vez. Por cierto, "alcancía" bonito nombre. Dicen que es procedente del árabe alkanzíyya,  bola de barro hueca que servía para jugar y posteriormente para guardar dinero. Pues como os iba diciendo, ya se dónde están las monedas de dos euros. Se encuentra en manos de gente que sueñan, y cada vez que encajan una moneda, piensan que ya queda menos para conseguir lo soñado. Junta dinero la abuela pensando que la televisión que tiene un poco estropeada, la cambiará por una nueva de esas que le dicen la gente que es de pantalla plana y que se ven muchos más canales. El matrimonio que pasando el verano se proponen arrimar todos los días una moneda para cuando llegue "la calor" poder irse de vacaciones con la familia. El que junta para pasar una buena feria y que no le falte a los suyos de "ná". La madre que sabe que el próximo curso su niño termina los estudios en su localidad, y emprende rumbo a la Universidad, sabiendo de sobra que le va a hacer falta dinero. La niña que va a hacer su primera Comunión y su madrina le ha dicho que está juntando para comprarle el vestido. El padre que le tiene prometido a su hijo que para la próxima Cuaresma estrenará una túnica nueva porque la que tiene le queda muy corta. El músico que quiere cambiar de instrumento, porque le hace falta como el comer. La casa que planea las fiestas de la Pascuas y una mano previsora espera que llegue la noche para enlazar otra moneda más en esa modesta alcancía.
Son todos sueños y todos buenos. Así que cuando se vaya acercando la Feria, La Navidad, La Semana Santa, seguro que será fácil encontrar esas monedas de 2 euros, los que juntan se desprenden de ellas para cumplir sus sueños.  Después seguirá de nuevo la historia.