miércoles, 27 de octubre de 2010

ARAHAL Y ...OLÉ.


Por fín cuenta nuestro pueblo con su museo de la Mujer en el Flamenco. Es un homenaje a la mujer cantaora que ha dado tanto en éste género y lo que queda todavía por dar. No olvidemos que han sido muchas las buenas artistas, que han formado parte de la historia del flamenco. Es un orgullo para todos tener éste museo y que nuestra peña flamenca Pastora Pavón "Niña de los peines" presuma de ella. Desde aquí un pequeño homenaje a tantas y tantas mujeres que de una forma discreta, lanzan un cante mientras trabajan en las labores del campo especialmente en "la cogía", en la recolección de la naranja, en la del melocotón, en la de las patatas..., o en su casa mientras hacen las faenas de cada día. Ahí es cuando sale de la garganta un buen cante.
Enhorabuena a todas las personas que han hecho posible éste proyecto.

No hay comentarios: