sábado, 9 de octubre de 2010

Misericordia


Hay un lugar en Arahal, donde siempre es primavera. No importa si hace frío ó si hace calor. No entiende de que algunas veces sople el aire del Norte y otras veces sea del Sur. ese lugar es la plaza del Santo Cristo, que todos los viernes se llena de alegría. Se llena de chiquillos que juegan y corretean, como los pájaros alrededor del campanario de la iglesia. De pandillas de chavales con su juventud recien estrenada, de mujeres y hombres que tienen una cita, cada viernes para hablar con su cristo, para contarle sus miedos, sus pesares, darle gracias por muchas cosas y pedirle muchas más. El ruido siempre és el mismo. es como el ruido del patio de un colegio, donde suena a lo lejos ése sonido infantil que alegra y demuestra que allí hay vida. Después dentro de la iglesia, se apagan todos los sonidos y allí está nuestro Señor, esperando que entres y hables con él...Hay un lugar en Arahal, donde siempre es primavera

1 comentario:

Anónimo dijo...

ole mi fali ole tu blog esto lo k nesecitams aki guapa ole los esperancistas