lunes, 19 de septiembre de 2011

"LOS PIOJOS" ¿Nos da vergüenza?

El colegio ya ha empezado y curiosamente, durante estas fechas es cuando existe un mayor riesgo de que los niños puedan tener piojos en el cabello. Lo cierto es que por error, muchos padres se equivocan al asociar los piojos con el cabello sucio ya que estos bichitos no entienden de diferencia de clases sociales ni económicas. De hecho, tienen una predilección especial por el pelo limpio. Por ello, destacan los resultados de una encuesta que ha sido elaborada por la Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y el Centro de Información de la Pediculosis en donde se detalla que muchos padres sentirían vergüenza de saber que sus hijos tienen piojos. El estudio ha sido elaborado en un total de 2000 casos. En relación con las estadísitcas, cuatro de cada diez hogares han tenido que hacer frente a este problema alguna vez. Ya que además, los piojos se contagian con relativa facilidad, esta es una de las razones por las que el contagio en el colegio también es evidente.
Los piojos se pueden prevenir cortando el pelo al niño al cero, sin embargo, no se trata de una opción adecuada, todo lo contrario. Y es que, de ese modo también se puede producir una herida en la autoestima del pequeño que puede sentirse infravalorado y diferente al resto de sus compañeros.Además, conviene no dramatizar con un hecho tan natural como el de tener piojos. De hecho, no es bueno mostrar vergüenza por un hecho tan natural ya que los niños podrían sentirse culpables o mal consigo mismos. Por ello, con madurez, simplemente, es importante buscar un remedio gracias a las lociones adecuadas para tal fin. Por otro lado, también es importante lavar aquella ropa que ha estado en contacto con el niño que tiene piojos a sesenta grados.
fuente
fuente imagen

4 comentarios:

*Luna de Medianoche dijo...

Muy buena informacion
un beso cielo

Ana Mª. dijo...

La verdad que son bien desagradable "los piojos". En el colegio de mi hijo todos los años aparecen los dichosos bichitos y pocas madres se atreven a confesarlo ante los profesores. Así que en un pis-pas todos los niños infectados y comprando los productos para mitigar la plaga. Las farmacias entonces hacen el agosto y te cobran un ojo de la cara.Las farmacias haccen el agosto a costa de los piojos y te cobran un ojo de la cara por un frasquito de nada.

A.L. dijo...

A mi ninguna, ¡¡¡no tengo !!! No se cotizan en bolsa.
El problema es de las madres con las niñas, trenzas, melena y demás. Yo las rapaba y se acabarían los problemas.
Fuera de broma buen post informativo. Cuidemos los pelos.
Un abrazo

Anónimo dijo...

Sí, me da verguenza por miedo a que le den de lado a mija.